Alexcuellar's Blog

19 junio 2013

LIDER ¿AUTORITARIO O PERMISIVO?

LIDERAZGO ¿AUTORITARIO O PERMISIVO?

“No se trata de una personalidad magnética, eso puede ser sólo facilidad de palabra. Tampoco de hacer amigos o influir sobre las personas, eso es adulación. El liderazgo es lograr que las miradas apunten más alto, que la actuación de la gente alcance el estándar de su potencial y que la construcción de personalidades supere sus limitaciones personales”. Peter Drucker.

Hace un mes di una conferencia en Madrid llamada “Hacia un nuevo Liderazgo” y me llamó la atención lo acomodados que estamos las personas a las definiciones y a la resistencia a romperlas.

La mayoría de los asistentes se negaban a enfrentarse e implementar este nuevo liderazgo e incluso una persona comentó: “Todo eso es muy bonito, pero no se cumple así que mejor olvidarlo”.

ImagenTe imaginas? como no se cumple lo dejamos, lo olvidamos, aunque sea bonito. Entonces sigamos dejando todo lo que no se cumple: “La Constitución española, con su derecho a la vivienda y al trabajo” “La religión con sus enseñanzas de paz y de amor”, “Nuestros sueños y deseos que no se han cumplido”…. puedes poner más ejemplos que se te ocurran en este momento.

Al final alguien preguntó: “En estos momentos de crisis ¿es mejor un líder autoritario o uno permisivo?”. Y esa es una buena pregunta.

En mis clases de PNL y de Coaching enseño a mis alumnos los distintos tipos de liderazgo y en la mayoría de las ocasiones salen estos dos tipos de líder.

Lo importante y lo que hace que una persona se convierta en líder no es el momento o la situación, es su actuación.
Ni el autoritario ni el permisivo son auténticos líderes y en un momento de tensión o de crisis, ninguno de los dos es útil para la empresa, familia o sociedad.

El líder autoritario impone sus ideas y su rutina conocida. No escucha activamente a sus seguidores, empleados o compañeros. Sus ideas son las únicas, según él, que son válidas y que llevaran a los resultados que él espera, independientemente de la realidad.

La manera de actuar de este líder es decir lo que hay que hacer exactamente y no dejar que no haya ninguna desviación, y menos, una capacidad de creatividad de otras personas. Todo lo que se salga de sus parámetros no está bien hecho, no es correcto, está equivocado o no sirve. Él es el causante del estrés en el grupo.

Por otro lado, tenemos al líder permisivo, aquel que es más un amigo que un líder.
Este líder crea un buen ambiente en el trabajo pero es el causante del abandono de los proyectos, de la desmotivación, y de confusiones y equivocaciones.

Tiene ideas y las organiza bien, en su cerebro, pero las trasmite de una manera poco eficaz, no sabe especificar, se pierde en dialécticas que entorpecen el entendimiento de las órdenes y su comunicación es muy confusa.

Nadie en su entorno sabe exactamente que hacer, no están preparados para tener iniciativas ni llevarlas a cabo porque no se sabe cual es la dirección ni el objetivo.

En un curso que impartí en Miami en representación de Mens Venilia para la ICMF comenté esta cita de John Maxwell

“El pesimista se queja del viento. El optimista espera que cambie. El líder arregla las velas”.

Y les dejé con una pregunta que te transmito a ti ahora:
¿Qué tipo de líder eres?

Un saludo

Anuncios

12 junio 2013

RECONOCER

Filed under: Uncategorized — Alejandro Cuellar @ 10:04
Tags: , , , , , , , ,

RECONOCIMIENTO

“Comienzo con la premisa de que la función del líder es producir más líderes, no más seguidores”. Ralph Nader

Si te preguntara cuales son las cualidades de un líder seguramente podrías apuntar Imagenfácilmente más de diez e incluso podrías describirlas tranquilamente.

Entonces te preguntaría como sabes reconocer esas cualidades de los líderes y seguramente, por mi experiencia con los alumnos de PNL en Mens Venilia, dirías que son evidentes.

Lo que ya no es tan evidente es el proceso que has realizado para saber como TÚ has reconocido esas cualidades, que norma has seguido para reconocer al líder, cómo experimentas ser líder.

Si, como lo estás leyendo en este momento, “como experimentas ser líder” porque para que reconozcas en otros el liderazgo tu has de vivir esas cualidades y por lo tanto puedes reconocerlas. Las re-conoces porque tú ya las conoces.

RE-CONOCER = VOLVER A CONOCER

Me gustaría que apuntarás en una hoja diez cualidades que tienen los líderes desde arriba hacia abajo al lado a la izquierda, por ejemplo:

Cualidad 1
Cualidad 2
……

Así hasta diez.

Después marcando una línea desde cada cualidad, escribe en el lado derecho en que momentos de tu vida experimentaste esa cualidad y como lo hiciste, ¿Cuándo la utilizaste, Qué hiciste y Cómo lo hiciste?, por ejemplo:

Cualidad 1 ——————————————————— Cuándo, Que y Como
Cualidad 2 ——————————————————— Cuándo, Que y Como

Así cada una de las diez cualidades.

Te darás cuenta que desde siempre has liderado tu vida, siempre has sido un líder e incluso ahora tomas conciencia de que posees más cualidades de liderazgo y que eres capaz desde este momento de imaginar algo nuevo que quieres expresar y de alguna manera encuentras la forma de dar las gracias a la persona que te ha ayudado a dar el paso produciendo el cambio en ti y permitirte empezar a vivir tu vida desde este nuevo conocimiento de las cualidades de un líder.

Necesitamos líderes que asuman su condición, ¿Te atreves?

Un saludo

9 agosto 2010

¿ESTAS HACIENDO LO QUE TIENES QUE HACER AHORA?

Hola, quiero explicarte tres casos que me han ocurrido durante esta semana.

Una mujer me comenta, durante la consulta, que ya no puede más, que no sabe que hacer, tiene la sensación de que está perdida en un mar de dudas. Después de hablar con ella me dice que está en el paro desde hace 3 meses y que está esperando a que le salga trabajo y a que las cosas cambien. Le pregunto porque espera y su respuesta es otra pregunta ¿Y qué puedo hacer?. El caso es que esta mujer hace 2 años ya sabía que la empresa iba mal y terminarían despidiendo a todos los trabajadores incluido ella. Durante estos dos años lo único que hizo fue esperar a que algo pasara o alguien le ofreciera trabajo. Ahora sigue esperando a que la situación cambie.

Siguiente caso, hace unos días vino a mi consulta un empresario que se quejaba de la situación actual, de la crisis, de que el gobierno no hace nada, de que la gente ya no compra, etc, etc, mi pregunta fue: ¿Y tu que haces?, otra vez la respuesta fue muy parecida: yo no puedo hacer nada, solo me queda esperar a que todo pase.

El tercer caso es el siguiente: estoy en una tienda con la idea de comprar unas cosas que necesitaba para mi trabajo. Una dependienta está atareada con unas cajas y otra esta parada mirando hacia la calle, me acerco a ella y le pregunto si tienen lo que necesito, ella me mira y me dice que esa parte lo lleva la otra chica, que le pregunte a ella.

Estas tres personas no estaban haciendo lo que tienen que hacer. Dos esperan a que las cosas ocurran y la tercera parece que la tienda no va con ella.

Esto me recuerda la historia de Taisen Deshimaru un monje japonés que introdujo el Zen en Europa.

Taisen Deshimaru viajó por toda China para encontrar un maestro Zen que le enseñara y le llevara a encontrar la iluminación. Después de muchos años estudiando en monasterios y sin llegar a encontrar lo que buscaba, Taisen Deshimaru decidió volver a Japón.

Durante su regreso se encontró con un monje muy anciano que trabajaba secando setas bajo un sol abrasador, Taisen Deshimaru le preguntó porque no dejaba ese trabajo para los monjes jóvenes.

El anciano le contestó: Yo lo tengo que hacer.

Taisen Deshimaru le dijo que era muy anciano para trabajar bajo ese sol y que si no quería que lo hicieran los más jóvenes que esperara a que el sol no fuera tan fuerte.

El anciano lo miró y le dijo: “Yo no soy los demás, y no puedo esperar a que otros hagan mi trabajo y tampoco puedo esperar a mañana para hacerlo; mañana tal vez el sol no sea tan fuerte para secar las setas y hoy, ahora, es el momento”

Taisen Deshimaru se quedo parado y de pronto entendió más allá de las palabras, aquel anciano monje le enseñó lo que tanto había estado buscando.

Así que yo siempre me pregunto:

“Estoy haciendo lo que tengo que hacer”

Un saludo

http://www.Alejandrocuellar.com

http://www.Mensvenilia.com

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.